miércoles, 21 de enero de 2009


Vete, olvida que existo, que me conociste, y no te sorprendas, olvida de todo que tú para eso tienes experiencia.